MEJORANDO EL DISCURSO NARRATIVO EN TEA

 

Las personas con TEA muestran dificultades para narrar experiencias, hechos e historias. Por eso, existe la necesidad fomentar la producción del discurso narrativo, tanto en situaciones de sus vidas cotidianas como referido a narraciones de cuentos e historias.

Inventar historias, además de desarrollar la imaginación y la creatividad, tiene multitud de beneficios como:

  • Desarrollar habilidades narrativas.
  • Aumentar vocabulario y mejorar la expresión oral.
  • Favorecer la lectoescritura.
  • Potenciar habilidades lingüísticas, así como habilidades de comunicación y sociales.
  • Aumentar la flexibilidad.
  • Conseguir una buena atención sostenida.

Una de las actividades motivadoras y lúdicas para ello son los dados para contar historias (conocidos como «story cubes»). Este juego consiste en tirar unos dados que tienen unos dibujos o pictogramas, se nombrarán las imágenes y se hará una historia. Dependiendo del nivel, se puede hacer de manera oral o escrita. Además, también se podrán hacer dibujos de esas historia.

¡Es una actividad muy divertida!